miércoles, diciembre 27, 2006

Hablar/Hablarse

Me dijo: ¡palabra! - y abrió sus locos ojos pardos junto con sus manos jugando a la verdad.

Pero a veces es tiempo de cambios, y raro al principio puede sonarleal ciego.
Yo le dije 'Mis últimas palabras'; Ya no vuelvo.

**************************************************



Y qué más da si he de enjuagar mi dolor de cabeza junto con estas sábanas delgadas de veranos y tu cuerpo que era solo un poco de sudor desganado.
Y qué más da, siempre dije nunca, y jamás creí que sería lo que fue.
Y solo pido un espacio libre, para que se me escape este gris, un poco por los ojos, otro por los oídos, finalmente por los dedos que de huellas hoy saben cenizas, si mis labios hoy son mudos, de ti.
Sé que esta mi historia es carrete de hilo viejo, muy viejo, que ha desgastado ciertas uniones, que ya no cede guardando aquella firmeza, que si se extiende se le cortan las ganas, que los nudos son como púas, que el sonido al dividirse en extremos ya no espanta.


Y yo no sé si esto es pena.



3 comentarios:

Seba dijo...

en tus palabras transmites muchas emociones (y)

Rafa dijo...

Yo diría que no, que no es pena, solo desasosiego del alma por haber apostado y comprobar que no se ha ganado (que perdido tampoco).
Sólo queda volver a apostar.
Feliz Año, chilena.

benchosei dijo...

Yo diría que si, es pena, pero también digo que pasara..
un abrazo